viernes, 16 de diciembre de 2011

EL CASO DE JANNETH PEÑA COMO UN GRAN AVANCE PARA LOS GLBT EN ECUADOR

BENEFICIARIA.
Janneth Peña realizó varios trámites que le tomaron tiempo, pero recomienda a quienes estén en su situación no abandonar el objetivo.

Janneth Peña, de 50 años, tenía una unión de hecho por cerca de cuatro con Thalía Álvarez, quien falleció el pasado marzo a causa de un cáncer pancreático. Al quedar sin su compañera, la mujer emprendió una lucha para que los derechos de viudez otorgados por la seguridad social se cumplan para ella.

Peña logró su cometido el pasado miércoles, cuando el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social le entregó por primera ocasión la pensión de montepío y la cesantía. Aunque no precisó el monto recibido durante la entrega, comentó que hacer los trámites fue complicado por la discriminación que aún existe en el país a las personas que tienen una tendencia sexual diferente.

La conquista de Peña se sustentó en el artículo 68 de la Constitución, donde se establece que “la unión estable y monogámica entre dos personas libres de vínculo matrimonial que formen un hogar de hecho, por el lapso (2 años) y bajo condiciones y circunstancias que señale la ley, generará los mismos derechos y obligaciones que tienen las familias constituidas mediante matrimonio”.

‘Logro social’

La asambleísta María Paula Romo (Ruptura), quien estuvo de cerca en el proceso de Peña, mencionó que este es un logro para la sociedad ecuatoriana porque se conceden los mismos derechos a todas las personas, sin ningún tipo de discriminación.

Ana Lucía Herrera, presidenta de la Comisión de Transición hacia el Consejo de las Mujeres y la Igualdad de Género, comentó que hubo una reivindicación de derechos. “Como cualquier otra viuda, tiene los mismos derechos. Se comprobó la unión de hecho que ambas mantenían y se procedió de acuerdo como lo estipula la ley”.

Amplio recorrido

Herrera reconoció que los procesos que realizó Peña fueron largos pues, según dijo, en las instituciones aún hay una carga cultural de discriminación para las parejas que no son heterosexuales.

La Comunidad GLBT y el director de País Canela, Francisco Guayasamín, ven con satisfacción este hecho. “Es un caso emblemático, que abre camino para que los derechos de las personas sean reconocidos sin importar su tendencia sexual.

El Estado está en la obligación de proteger a todos los ecuatorianos y esto es un gran paso. Conozco casos en que muchas personas han quedado desprotegidas después de que su pareja moría. La familia era la heredera y su conviviente quedaba desamparado a pesar de que lo que tenían en el hogar era esfuerzo de ambos”, indicó Francisco Guayasamín.


El dato
Para reclamar la pensión de montepío entre parejas heterosexuales o del mismo sexo que no son casadas es necesario legalizar la unión de hecho.


Requisitos
Para un proceso similar

• Ingresar a la página electrónica del IESS (www.iess.gob.ec), seleccionar la opción ‘Solicitud de Pensiones’ e ingresar el número de cédula de identidad. Escoger la opción ‘Viudez y Orfandad’ y llenar el formulario correspondiente con la información solicitada.

• Partida de defunción del jubilado o asegurado.

• Partida de nacimiento y copia legible de la cédula de ciudadanía del fallecido, partida de nacimiento y copia legible de la cédula de ciudadanía del viudo, con el estado civil actualizado.

• Partida de matrimonio actualizada o legalización de unión de hecho.
• Certificado de votación (menores de 65 años).

• Certificado del Departamento de Fondos de Terceros del IESS, de no adeudar nada, a nombre del fallecido.

• Certificación bancaria de cuenta activa, o copia legible de la cuenta de ahorro o corriente, a nombre de cada beneficiario.
Publicado en Diario la Hora
Viernes 16 de Diciembre del 2012
http://www.lahora.com.ec/index.php/movil/noticia/1101252414/Minor%C3%ADas_sexuales_ven_el__caso_%E2%80%98Pe%C3%B1a%E2%80%99_como_un_logro.html