miércoles, 18 de mayo de 2011

MAS JUSTIFICACIONES SOBRE LOS CONDONES QUE SE ROMPEN

Que no tienen registro sanitario, que el látex es de mala calidad, que no han sido electrónicamente probados y que son completamente inútiles para las relaciones sexuales.

Esas acusaciones son parte de las denuncias hechas por el activista Francisco Guayasamín, director de la Fundación País Canela, quien tilda de “mala” a la calidad de los condones que reparte el Ministerio de Salud Pública (MSP).

La denuncia fue retomada por uno de los asambleístas del Partido Social Cristiano, Leonardo Viteri, quien calificó al actual ministro de Salud como “ingenuo y corrupto” y sostuvo que “por la salud de este país el Ministro deberá regresar a EE.UU”.

Según las denuncias, los preservativos que regala el Gobierno en hospitales y centros de salud pública, además en fundaciones u organizaciones de atención a pacientes con VIH-Sida, no tienen ni regitro sanitario ni cumplen con normas de calidad como la prueba electrónica, que examina si existe rasgadura o perforación en los condones.

Ante ello, Salud acepta que “el lote de preservativos comprados hasta el 2009 no contó con registro sanitario”, y se justifica alegando que “no existía una reglamentación para el registro sanitario de dispositivos médicos”. Defiende que actualmente el país ya cuenta con esa normativa que regula la calidad de los preservativos importados; es decir, solo los lotes de preservativos comprados después del 2009 cuentan con el certificado sanitario.

Los condones que se regalan en el Ecuador tienen como país de origen China y son producidos por Qingdao Double Butterfly Group. Según el Ministerio del ramo, cuentan con un certificado de análisis de calidad que evalúa: presión y volumen tolerado, existencia de orificios, grosor, lubricación y la integridad del empaque.

EVA ACOSTA
ARROYO
macosta@metroquil.ec

Comenta for “Salud defiende condones chinos”


  1. Los condones que reparte el Ministerio de Salud NO SON APTOS PARA RELACIONES SEXUALES ANALES.
    PAIS CANELA es un medio de cumunicacion que da informacion sobre Diversidad Sexual en Ecuador y Prevencion de VIH, al cual los reclamos de estos usuarios fueron y siguen siendo varios. . Ademas estos condones expuestos al calor, son endebles. Por lo cual no son aptos para los saunas y turcos donde van los gays.
    Cuando PAIS CANELA hace una declaracion o lo hago en mi nombre, es porque se trata casi todos los días con personas especialmente que viven con VIH.
    No son comentarios propios, sino en base a la experiencia de tratar todos los dias con lectores y usuarios de nuestros servicios. Y no emito ningun juicio, luego de estar seguro y comprobarlo.
    Ademas los condones CHINOS, los venden en los lugares de despedidas de solteros o para eventos. Estos condones cuesta el ciento, 95 centavos.
    Es lamentable que las personas que manejan el VIH en Ecuador NO SEPAN NADA SOBRE CALIDAD DE CONDONES y no escuchen los reclamos que ha existido sobre este tema.
  2. Con la justificacion NO SE SACA NADA cuando ya se repartieron miles de estos condones y los siguen repartiendo. Y por supuesto EL VIH  sigue avanzando, gracias a estas irresponsabilidades. En vez de analizar, lo unico que hacen es llevar la contraria creyendo  que es tan solo una persona la que reclama, pero el resto, lastimosamente no puede hacer publicas sus declaraciones, por cuestiones ya sabidas.



 "PAIS CANELA"Información sobre Diversidad Sexual en Ecuadorhttp://paiscanela.webs.com
paiscanela@yahoo.es
Móvil 086-588-404
En Twitter: @paiscanela
En Facebook: www.facebook.com/paiscanela
Quito - Ecuador

RECHAZO EN CONTRA DE LAS CLINICAS QUE SUPUESTAMENTE CURAN LA HOMOSEXUALIDAD

Lesbianas, gays, bisexuales y transgéneros manifestaron su rechazo en contra de clínicas que supuestamente se dedican a curar la orientación sexual y género.

Representantes de las comunidades GLBT (gays, lesbianas, bisexuales y transgéneros) realizaron ayer, en las afueras del palacio de Justicia, un plantón por el día mundial contra la homofobia. Ellos rechazaron todo tipo de discriminación y con tristeza recordaron a sus compañeros asesinados por personas homofóbicas, lesbofóbicas, transfóbicas, etc. “No más violencia, no más abusos, no más discriminación”, dijeron decenas de manifestantes, muchos de ellos vestidos de acuerdo a su orientación sexual y género.
Gonzalo Abarca, de la fundación Equidad, explicó que  uno de los objetivos del acto fue rechazar las supuestas “curas” que practican clínicas en contra de la homosexualidad. “No queremos que nadie nos cure. Nosotros no somos enfermos”, manifestó el activista, quien solicitó que las autoridades gubernamentales investiguen a estos centros de salud que se dedican a supuestamente sanar a jóvenes que son llevados en contra de su voluntad.
“Se debe averiguar qué métodos utilizan. Estas son curas que matan, porque nos quitan el derecho a amar, a tener nuestras propias ilusiones”, señaló Abarca.
Durante el plantón los manifestantes explicaron que desde hace treinta años la homosexualidad no es considerada como una enfermedad, sino un estilo de vida diferente y tan válido como la heterosexualidad, que merece el  mismo respeto y derecho.
La comunidad repartió folletos sobre la orientación sexual y el género a los transeúntes.
Byron Yagual recordó que años atrás los gays no tenían derecho ni siquiera a andar por las calles, porque eran víctimas de persecución y encarcelamiento.
La Defensoría del Pueblo también se hizo presente en la manifestación. “Todas las personas somos iguales. Es una violación a los derechos humanos la discriminación”, mencionó Francisco Pacheco, abogado de esta entidad.
El poema de su vida
“Estoy harta de vivir en las sombras, de esconderme entre cuatro paredes, de solo tomar tu mano debajo de la mesa, de fingir amistad, mientras me consumo de amor por ti.
Es vivir una doble vida, tener dos caras, maquillar constantemente la verdad. Actuar así es ¿proteger o reprimirme? ¡Me cansé!, sencillamente me cansé de mirar primero a mi alrededor”, es lo que decía un poema que repartieron los activistas GLBT a las personas que caminaban por los alrededores de la corte de Justicia. Con estas palabras los activistas expresaron su rechazo ante la represión social en la que viven.